El consumo moderado de cerveza podría contribuir a reducir el riesgo de sufrir osteoporosis en mujeres

aldia_29

ABRIL 2010

[divider]

Fotografía del grupo de investigación dirigido por el Profesor Juan Diego Pedrera
Grupo de investigación dirigido por el Prof. Juan Diego Pedrera

Según un estudio publicado recientemente en la revista Nutrition y llevado a cabo por el Grupo de Enfermedades Metabólicas óseas de la Universidad de Extremadura, ha concluido que el consumo moderado de cerveza se relaciona con efectos positivos sobre la densidad mineral ósea de mujeres sanas.

La investigación, que concluye que las mujeres que consumen cerveza de forma moderada podrían tener menor riesgo de sufrir osteoporosis que aquéllas en las que su consumo es cero, ha calculado la masa ósea de 1.697 mujeres sanas de la provincia de Cáceres, 710 premenopáusicas, 176 perimenopáusicas y 811 posmenopáusicas a través de la observación de la dieta y los hábitos de vida de las mismas.

El Prof. Juan Diego Pedrera Zamorano, coordinador de la investigación, explica que los resultados positivos se basan en que la cerveza contiene componentes básicos como vitaminas, ácido fólico, fitoestrógenos y silicio, beneficiosos para la salud de los huesos. De hecho, su contenido en silicio, un mineral que inhibe la pérdida de hueso, favorece el incremento de la densidad ósea promoviendo la formación de colágeno.

El silicio, contenido en la cerveza, inhibe la pérdida de hueso favoreciendo el incremento de la densidad ósea

Según el Prof. Pedrera, “a todos los componentes nutricionales de la cerveza hay que añadir que el alcohol consumido en bajas dosis estimula la formación de la calcitonina, una hormona fundamental para la formación del hueso, e impide la reabsorción del hueso en mujeres posmenopáusicas”. El silicio, contenido en la cerveza, inhibe la pérdida de hueso favoreciendo el incremento de la densidad ósea. El estudio ha tenido como punto de partida las conclusiones de la investigación Ingesta de cerveza sobre la masa ósea en mujeres sanas pre, peri y postmenopáusicas publicado por el Centro de Información Cerveza y Salud (CICS) desarrollado por el Prof. Pedrera en 2004.

Este estudio ratifica los resultados de investigaciones previas

Investigaciones previas ya apuntaban que el consumo moderado de cerveza podría promover la salud ósea a través de dos mecanismos -vía etanol y vía silicio- y podría contribuir a prevenir el desarrollo de la osteoporosis. A ello habría que añadir la capacidad estrogénica de algunos flavonoides que se encuentran en la cerveza.

Si bien está documentado que el consumo excesivo de alcohol tiene un impacto negativo sobre la salud ósea, esta investigación ratifica resultados previos que indicaban que la ingesta moderada de bebidas fermentadas de bajo contenido alcohólico podría estar relacionada con un efecto protector de la salud ósea. Entre los factores implicados en este efecto se encuentran tanto el etanol como otros componentes no alcohólicos presentes en esta bebida fermentada.

Pedrera JD, Lavado JM, Roncero R, Calderon J, Rodriguez T, Canal M. 
Department of Nursing, University of Extremadura, Cáceres, Spain.
Effect of beer drinking on ultrasound bone mass in women.
Nutrition. 2009; 1057-1063.

[button color=”green” size=”small” link=”http://www.cervezaysalud.es/newsletter-29/” ]Volver[/button][button color=”green” size=”small” link=”http://www.cervezaysalud.es/wp-content/uploads/2012/08/Newsletter-29_Al-Dia_Centro-de-Informacion-Cerveza-y-Salud_94.pdf” target=”blank” ]Descargar[/button]