Las matronas informarán sobre el papel de la cerveza sin alcohol dentro de una alimentación saludable durante la lactancia

Newsletter nº 41

al día
Octubre 2013

[divider]

La iniciativa ha recibido el apoyo del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad

La Asociación Española de Matronas ha puesto en marcha la campaña ‘Su alimentación depende de ti. Durante la lactancia, bebe SIN’, avalada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. El objetivo es informar de la incompatibilidad del consumo de alcohol durante el periodo de la lactancia, así como guiar sobre pautas de alimentación saludables y equilibradas para las madres que se encuentran en este periodo. ‘Su alimentación depende de ti. Durante la lactancia, bebe SIN’ llegará a las matronas de toda news41_int1España a través de unos trípticos informativos que se difundirán en las consultas de estas profesionales en los principales centros de Atención Primaria.

En el documento se exponen los beneficios de la lactancia materna para el recién nacido y la importancia de cuidar la nutrición en esta etapa de la vida de la mujer. En esa línea, se destaca la opción de incluir la cerveza sin alcohol en la dieta de la madre lactante. Y es que, según la investigación “Efecto de la cerveza sin alcohol sobre la leche materna”, elaborada por la Universidad de Valencia y el Hospital Dr. Peset de Valencia, las madres lactantes que suplementan su dieta con cerveza sin alcohol disponen de una leche un 30% más rica en antioxidantes, lo que es beneficioso tanto para la madre como para el bebé.

“El consumo de alcohol durante la lactancia debe ser nulo porque su ingesta puede resultar perjudicial para la salud del bebé. La cerveza sin alcohol es una buena alternativa ya que cuenta con una interesante composición nutricional y compuestos fenólicos con poder antioxidante, explica Rosario Sánchez García, representante de la Asociación Española de Matronas.

La cerveza sin alcohol dispone de más de 2.000 componentes procedentes de sus ingredientes naturales y, además de hiposó- dica, apenas tiene calorías (17 kcal/100 ml). Así, al igual que la cerveza tradicional, la variedad sin alcohol es fuente de vitamina B, como ácido fólico; y minerales, como el magnesio, potasio, calcio, fósforo y silicio. Asimismo, aporta polifenoles, como el xanthohumol que, como antioxidante natural, participa en la protección contra enfermedades cardiovasculares y en la reducción de los fenómenos oxidativos responsables del envejecimiento del organismo.

Además de recordar la importancia de no beber alcohol durante la lactancia, la campaña expone las pautas de alimentación adecuadas para esta etapa e indica que las necesidades de aporte energético extraordinario se cifran en unas 500 kcal. al día, distribuidas en cinco comidas.

[button color=”green” size=”small” link=”http://www.cervezaysalud.es/newsletter/newsletter-todos/newsletter-no-41″ ]Volver[/button][button color=”green” size=”small” link=”http://www.cervezaysalud.es/wp-content/uploads/2015/02/newsletter_41.pdf” target=”blank” ]Descargar[/button]